PSICOTERAPIA FAMILIAR CONJUNTA VIRGINIA SATIR PDF

Estudios han demostrado, la familia se comporta como si fuera una unidad. Jackson introdujo en el trmino homeostasis familiar. La familia acta deseando obtener un equilibrio en las relaciones. Los miembros ayudan para mantener este equilibrio en forma abierta y encubierta.

Author:Vitaur Mezidal
Country:Cape Verde
Language:English (Spanish)
Genre:Personal Growth
Published (Last):2 July 2005
Pages:280
PDF File Size:18.54 Mb
ePub File Size:7.99 Mb
ISBN:518-9-96526-213-2
Downloads:8085
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Voodoodal



Los psicoterapeutas familiares se ocupan del dolor de la familia. Numerosos estudios han demostrado que la familia se comporta como si fuera una unidad. En Jackson introdujo el trmino homeostasis familiar para designar esta conducta. La relacin conyugal influye en la homeostasis familiar.

Los esposos son los arquitectos de la familia. El paciente identificado es el miembro de la familia a quien ms obviamente afecta la relacin conyugal penosa y quien est ms sujeto a las acciones parentales disfuncionales. OjSL para que alguien ayude a aliviar el dolor de sus padres y resuelva el desequilibrio familiar resultante. Hay muchas formas de tratamiento que alguie designa como psicoterapia familiar pero que difieren de la definicin que se presentar aqu; se trata de enfoques que se orientan principalmente hacia los miembros de la familia como individuos, y no hacia toda la familia como una unidad.

Ejemplos de estos enfoques son: a Cada miembro de la familia puede tener su propio b O bien los miembros de la familia comparten el mismo terac O bien el paciente tiene un terapeuta que ocasionalmente ve a los otros miembros de la familia, en beneficio del paciente. Un grupo cada vez mayor de observaciones clnicas ha llevado a la conclusin de que la psicoterapia familiar tiene que orientarse hacia la familia como un todo.

Esta conviccin inicialmente se apoy en observaciones que mostraban cmo los miembros de la familia responden al tratamiento individual de unp de los suyos etiquetado como esquizofrnico. No obstante, estudios posteriores mostraron que familias con un miembro delincuente respondan en formas similares al tratamiento individual de ese miembro.

En ambos casos se observ que: peuta, pero ste ve a cada miembro separadamente. Estas observaciones hicieron que muchos psiquiatras e investigadores con orientacin individual revaluaran y cuestionaran ciertos postulados. Los pacientes ayudan a perpetuar su papel de el enfermo, el diferente o el culpado.

No obstante,, tal vez una gran parte de lo que en el paciente se llamaba transferencia era, en realidad, una reaccin apropiada a la conducta del terapeuta en la situacin teraputica irreal y no interactiva. Adems, haba una mayor posibilidad de que la situacin teraputica perpetuara la patologa, en vez de presentar un nuevo estado de cosas que introdujera dudas acerca de las viejas percepciones.

Si una parte de la conducta del paciente representaba, en efecto, una transferencia es decir, su forma caracterstica de relacionarse con su madre y su padre por qu no habra de ayudar el terapeuta al paciente a lidiar con la familia ms directamente, viendo tanto al enfermo como a la familia juntos?

El paciente ya era el miembro de la familia que estaba tratando de cambiar la forma de actuar de todos, de modo que cuando se le instaba urgentemente a que aumentara sus esfuerzos, slo se lograba que el paciente recibiera crticas ms intensas de toda la familia y, por ende, se sintiera ms agobiado y menos capaz.

Aparte de todas estas observaciones, una vez que los terapeutas empezaron a ver a toda la familia junta, se revelaron otros aspectos de la vida familiar que producan sntomas y que en su mayor parte se haban ignorado.

Otros Jrivestigadores de la interaccin familiar fueron haciendo descubrimientos similares. Segn Warren Brodey, los esposos actan en forma diferente con el hijo normal que con el hijo que padece algn sntoma Las formas patolgicas de relacin parecen concentrarse en el contacto con el miembro afectado.

Uno se pregunta cmo es que esto ha sucedido. No obstante, los psiquiatras que cada vez se dedicaron ms a la psicoterapia familiar no fueron los primeros en reconocer la naturaleza interpersonal de la enfermedad mental, Sullivan y Fromm- Reichmann, junto con muchos otros psiquiatras, psiclogos y trabajadores sociales, haban sido pioneros en esta rea de descubrimientos.

El Movimiento de Orientacin Infantil Child Guid - anee fue otro adelanto importante que ayud a romper la tradicin de sealar a slo un miembro de la familia como acreedor a tratamiento. Los terapeutas del Movimiento de Orientacin Infantil, enfocados como estaban hacia la madre y el nio, tendan a estar de acuerdo con el razonamiento del padre, de manera que no les era fcil convencerlo de que su papel en la familia era importante para la salud del nio. Las Clnicas de Orientacin Infantil siguieron ocupndose principalmente de los cuidados maternos,55 aun cuando cada vez se daban ms cuenta de la importancia de los cuidados paternos.

No obstante, se ha notado repetidas veces de qu manera tan crtica la relacin conyugal afecta los cuidados parentales. Guando cualquiera de los dos padres se ocupaba emocionalmente ms del paciente que del cnyuge, el paciente inmediata y automticamente mostraba regresin. Cuando los padres estaban cercanos emocionalmente, no se equivocaban en su manejo del enfermo; ste responda bien a la firmeza, al consentimiento, a los castigos, a hablar las cosas o a cualquier otra forma de manejo. Guando los padres estaban emocionalmente divorciados, cualquier forma de manejo que se intentara era igualmente ineficaz.

Los terapeutas familiares han encontrado que es ms fcil interesar al esposo en la psicoterapia familiar que en la individual. Eso se debe a que el terapeuta familiar mismo est convencido de que los dos arquitectos de la familia deben estar presentes en las entrevistas.

El esposo y la esposa dicen: Ahora, por fin, estamos juntos y podemos llegar al fondo de esto. Desde el primer contacto, los terapeutas familiares actan basndose en ciertas suposiciones de por qu un miembro de la familia ha buscado ayuda teraputica.

Este primer contacto probablemente lo hace una esposa angustiada vamos a llamarla Mara Prez , que acta su papel de madre de un nio perturbado: Juanito. Puesto que el nio est perturbado, ella, como mam, debe ser la culpable. Los incidentes que pueden precipitar sntomas son: Cambios fuera de la familia nuclear: guerra, depresin econmica, etctera. Cambios en las familias de los dos padres: enfermedad de la abuela, problemas econmicos del abuelo, etctera.

Cambios biolgicos: un nio llega a la adolescencia, la madre llega a la menopausia, el padre se hospitaliza. Cambios sociales importantes: un nio sale de la casa para asistir a la escuela. La familia se cambia a un barrio nuevo. El padre obtiene un ascenso en su trabajo, el hijo se va a la universidad.

Despus del primer contacto con Mara Prez, el terapeuta puede especular acerca de la relacin entre ella y su esposo a quien vamos a llamar Pepe. Si se supone que una relacin marital disfuncional es lo que principalmente contribuye a los sntomas dl hijo, el terapeuta empezar por ocuparse de la relacin entre los esposos. De qu tipo de fa milia provienen? Antes de casafse fueron dos personas distintas que venan de diferentes ambientes familiares.

Ahora son los arquitectos de una nueva familia que les pertenece. La manera como se escogieron nos da pistas respecto a por qu ahora estn decepcionados uno del otro. La manera como expresan su decepcin recproca nos da pistas respecto a por qu Juanito necesita tener sntomas a fin de mantener reunida a la familia Prez.

Una persona con baja autoestimacin tiene grandes esperanzas acerca de lo que los dems pueden darle, pero tambin tiene grandes temores; est muy dispuesta a sufrir desilusiones y a desconfiar de la gente. Tambin hubo algo que vieron en el otro sin permitirse reconocerlo abiertamente que pareci corroborar sus temores o su desconfianza. El terapeuta observar cmo tratan de inducir, uno en el otro, el comportamiento temido y esperado, como si intentaran dar fin a la incertidumbre de una vez por todas como si estuvieran tratando de cumplir sus propias profecas.

Su relacin marital, en muchos aspectos, duplicar o ser diametralmente opuesta a la relacin que cada uno vio entre sus propios padres. Quiz Mara y Pepe, cada uno por su parte, vieron lo que esperaban que el otro podra darles, porque cada uno estaba actuando a nivel de sus defensas y no a nivel de sus sentimientos internos. Cuando Mara vea a Pepe, poda decir: He aqu una persona fuerte que me puede cuidar. Cuando Pepe vea a Mara, poda decir: He aqu una persona fuerte que me puede cuidar.

Cada uno dijo: Pareces apreciarme Soy afortunado en tenerte Te necesito para sobrevivir. Soy completo si ests junto a m. En una emergencia, t tendrs suficiente para bastamos a los dos. El problema fue que, cuando Mara y Pepe se escogieron como compaeros, no hablaron de sus miedos.

Fue cmm si Pepe se hubiera dicho a s mismo en privado : No debo revelar que soy nada. No debo revelar mi opinin de que la nica manera de sobrevivir con una mujer es ponerse en segundo plano y dejarla que Ikve la batuta. Fue como si Mara se hubiera dicho a s misma en privado : No debo revelar que soy nada.

Tampoco debo, revelar que en secreto creo que todos los hombres son tacaos, irresponsables, indecisos, dbiles y dejan a las mujeres llevar todas las cargas. No debo revelar mi opinin de que la nica manera de sobrevivir con un hombre es estar lista para echarse la carga sobre los hombros cuando l se queje. Cuando Mara le hizo saber a Pepe que ella lo vea como un hombre fuerte, al principio Pepe sinti que la percepcin de Mara le daba fuerza; l poda sentirse fuerte porque ella lo vea como a un hombre fuerte y viceversa.

Este tipo de relacin puede mantenerse hasta que una tensin ambiental, o la necesidad de tomar una decisin, ponen en jaque la capacidad de Pepe y de Mara para hacer frente a la crisis. Slo en esos momentos, la fuerza de alguno de los dos empieza a parecer como un encubrimiento de la debilidad o como un acto de dominancia.

Actan como si tuvieran que ser indistinguibles uno del otro. Viven como si tuvieran el mismo sistema sanguneo, o como si la vida de ambos dependiera del mismo tubo de oxgeno. Por ejemplo, una vez atenda a una pareja de esposos que a lo largo de las primeras dos sesiones de psicoterapia se sentaron ante la mesa con los brazos entrelazados, mientras que su hijo, al experimentar la tragedia de toda la situacin, estaba sentado al otro lado de la mesa alucinando.

En efecto, Mara y Pepe se casaron para recibir. Ambos tambin deseaban b Cada uno quera que el otro tuviera las cualidades de las que l careca cualidades que cada uno trataba de convertir en parte de s mismo. Ya triunf. Cuando Mara y Pepe se casaron no se dieron cuenta de que iban a tener que dar al mismo tiempo que reciban.

Lo que ahora en realidad ven en el otro, son las caractersticas de la vida de todos los das, durante 24 horas, que habitualmente no se muestran durante el noviazgo; en consecuencia, son caractersticas que no concuerdan con las expectativas que ambos tenan. Cuando Mara y Pepe descubren, despus de casarse, que son , ferentes, de una manera que los disminuye en lugar de enaltecerlos, cada uno ve al otro bajo una nueva luz.

Los tipos especiales de diferencias individuales que ms molestan a Mara y a Pepe son los siguientes: a Preferencias, deseos, hbitos y gustos diferentes A goza yendo a pescar, B detesta pescar; a A le gusta la ventana abierta en la noche, a B le gusta cerrada.

Las diferencias individuales que conducen hacia un conflicto de inters desacuerdos se consideran como un insulto y como evidencia de que no lo aman a uno. Y si no hay suficiente para todos, quin recibir lo que hay? Ahora, cuando surge el desacuerdo, parece como que ni siquiera hay suficiente para una persona. Si Mara y Pepe tuvieran autoestimacin, cada uno podra confiar en el otro. A Mara y a Pepe les falta confianza. Debido a que les falta confianza, las reas de vida comn que en especial ponen en jaque la habilidad de ambos para tomar en cuenta la individualidad del otro son particularmente amenazadoras para ambos.

Estas reas son: el dinero, la comida, el sexo, las diversiones, el trabajo, la educacin de los nios y las relaciones con los suegros. Incluso si ambos pudieran confiar en el otro, la vida en comn los fuerza a tomar decisiones acerca de cundo dar y cundo recibir dentro del contexto de la realidad, en un momento dado.

Tienen que decidir: a Qu es lo que compartirn o harn juntos qu tanto depenb Qu es lo que compartirn o harn por separado qu tan independientes sern uno del otro. Tienen que descubrir algn tipo de equilibrio dentro de la realidad que viven, para balancear: a Lo que A quiere y lo que B quiere.

Necesitan aprender cmo afirmar sus propios pensamientos, deseos, sentimientos y conocimientos sin destruir, invadir u obstruir dern uno del otro. Estoy siendo yo, pero no te culpo por ser t. Doy la bienvenida a lo que tienes que ofrecer. Vamos a ver qu podemos hacer que sea lo ms realista posible. Eres malo si ests en desacuerdo conmigo. La realidad y tus diferencias individuales no son importantes. Veamos un ejemplo trivial de cmo personas funcionales manejan un desacuerdo.

ESCALADA EN RODELLAR PDF

Resumen del libro psicoterapia familiar conjunta de virginia satir

Los psicoterapeutas familiares se ocupan del dolor de la familia. Numerosos estudios han demostrado que la familia se comporta como si fuera una unidad. En Jackson introdujo el trmino homeostasis familiar para designar esta conducta. La relacin conyugal influye en la homeostasis familiar. Los esposos son los arquitectos de la familia. El paciente identificado es el miembro de la familia a quien ms obviamente afecta la relacin conyugal penosa y quien est ms sujeto a las acciones parentales disfuncionales.

ISO 13348 PDF

PSICOTERAPIA FAMILIAR CONJUNTA (2ยช ED.)

Dice que los psicoterapeutas familiares existen para aliviar el dolor de las familias. La psicoterapia familiar parece tener sentido parar toda la familia. El capitulo tres habla de las diferencias individuales y los desacuerdos de los conyuges. Hay una diferencia marcada en una pareja con buena autoestimacion y una con. Una pareja con buena autoestimacion, cada uno puede confiar en el otro, no ocurriendo asi con la de pobre autoestimacion.

E845 SENNHEISER PDF

Resumen del libro psicoterapia familiar conjunta de virginia satir

.

Related Articles